Archive for medio

Califican de exitoso programa de reciclaje de cartones

13592772-los-residuos-de-carton-para-reciclaje-paquete-aislado-en-blancoDos empresas son las que reciben toneladas de este material para ser llevado a Santiago, con el objetivo de ser reutilizado

Un nuevo camión de reciclaje llegó hasta las dependencias la empresa Reciclaje de la Patagonia, en Punta Arenas, para el proceso de traslado hacia la ciudad de Santiago, en donde el material será procesado para su reutilización.

En su segundo paso por el sector centro de la ciudad, el camión ha recopilado el material entregado principalmente por empresas del sector comercio. Para hacerse una idea: sólo la distribuidora de dulces Tío Rico produce cada día más de 300 kilos de cartón.

Por ello, las dos empresas encargadas de este proceso (Recipat y Reciclaje de la Patagonia) están satisfechas con este proceso que ayuda además a la conservación del medio ambiente.

Cecilia Gómez, encargada de la empresa Reciclaje de la Patagonia, con más de 10 años en este rubro, aseguró a Diario El Pingüino que “esto es maravilloso, es primera vez que una municipalidad reúne empresas de basura para esta situación y se están logrando cosas, se ha cumplido todo lo que se ha pedido. Para la comunidad es un acierto que las empresas hagan lo que tienen que hacer y además bien”.

El cartón que se retira del sector centro los días martes, jueves y sábados se deja cada 15 días en las dos empresas, quienes se encargan del embalaje y traslado a Santiago. Este primer ciclo de reciclaje de cartón tiene un plazo de tres meses, en donde se evaluarán nuevos materiales a reciclar, como el vidrio.

Fuente: El Pinguino

Destacan altos niveles de Certificación Ambiental en planteles educativos de Aysén

Coyhaique-. Integración de contenidos ambientales en el currículo escolar, generación de iniciativas ligadas a la eficiencia energética, prácticas de vida saludable, manejo sustentable de residuos, difusión ambiental y campañas de vinculación con el entorno, son algunas de las prácticas evaluadas por el SNCAE, Sistema Nacional de Certificación Ambiental de Establecimientos Educacionales, que destaca a la región de Aysén en la incorporación de planes ambientales de educación, pasando de un 7% en el año 2014 a un 52%, al cerrar el año 2017.

Cifra exitosa que se determina a través del trabajo coordinado entre Ministerio de Medio Ambiente, el Ministerio de Educación, la Corporación Forestal Conaf, el Ministerio de Energía, la Agencia Chilena de Eficiencia Energética, la Dirección General de Aguas, y la Organización de Naciones Unidades para la Educación, Ciencia y Cultura (UNESCO), y  que consiste en una certificación voluntaria pública dirigida a establecimientos educacionales  que implementan estrategias de educacional ambiental al interior de los jardines y colegios, midiendo el componente ambiental en ámbitos como: Curricular Pedagógico, Gestión Escolar, y las Relaciones con el Entorno.

Un trabajo sostenido que ha permitido no solamente acercar la información a las unidades educativas, sino la vinculación en terreno con los actores principales de cada establecimiento, impulsado la articulación interna y especialmente la responsabilidad con el medio ambiente, donde han sido los docentes, centros de padres, centros de alumnos, directivos y educadoras (en el caso de los jardines infantiles), quienes han fortalecido e impulsado nuevas prácticas innovadoras en temas medio ambientales, que hoy determinan el éxito de este trabajo colaborativo.

Así lo indicó la Seremi de Medio Ambiente Susana Figueroa Meza, quien señaló “estamos muy contentos con este aumento de Certificación Ambiental de establecimientos educacionales. Cuando asumimos como Gobierno el 2014, habían 10 establecimientos educacionales y hoy, al terminar el Gobierno tenemos 74 certificados en toda la región, desde Raúl Marín Balmaceda hasta Villa O´Higgins, que dijeron sí a la Certificación Ambiental, involucrando sustentabilidad en sus procesos educativos, lo que tiene una gran repercusión entre los niños y niñas, y también en la comunidad y sus familias”.

Por su parte, la impronta de esta Certificación ha sido motivar a que cada vez las unidades educativas se comprometan aún más con la implementación de nuevas prácticas ambientales, promoviendo el compromiso de la institucionalidad pública, a fin de generar un impacto social directo en los ciudadanos. Caso concreto de esto ha sido la Junta Nacional de Jardines Infantiles Junji en la región de Aysén la Fundación Integra, quienes se propusieron certificar el 100% de sus Jardines Infantiles, compromiso que se ha visto reflejado en el testimonio de educadoras comprometidas con el medio ambiente.

“Esta certificación ha sido de gran ayuda para el trabajo pedagógico del jardín y sus familias, ya que logra afirmar un compromiso de cuidar y proteger nuestro entorno, priorizando en el trabajo educativo temas ambientales, donde se planifican actividades en contacto con la naturaleza, comprometiendo valores y el respeto por nuestro entorno”, enfatiza Yannia Pérez Cárdenas, Educadora del Jardín Infantil Futuro Austral.

Finalmente, cabe destacar que la Educación Ambiental es un proceso permanente destinado a promover valores y actitudes que permitan la protección ambiental y la toma de conciencia de las problemáticas ambientales, a fin de generar un entorno más sustentable y propicio para todos y todas, donde debemos seguir avanzo como región.

Fuente: El Divisadero

¿Qué es el Acuerdo de París?

FB_IMG_1514382059622[1]En diciembre de 2015, prácticamente todos los países del mundo —195 en total; Siria y Nicaragua son los únicos que no son parte— se sumaron al primer pacto global para reducir las emisiones de gases de efecto invernadero, que contribuyen a aumentar la temperatura global. Fue un logro diplomático histórico.

Los estudios científicos indican que si las emisiones de los gases de efecto invernadero continúan al paso actual, las temperaturas atmosféricas seguirán aumentando y podrían pasar el umbral de dos grados Celsius más respecto a la temperatura preindustrial. Eso significa que el mundo será más caliente, que los niveles del mar incrementarán, las tormentas e inundaciones serán más fuertes, al igual que las sequías, y que habrá escasez alimentaria y más condiciones extremas.


¿Qué hace el Acuerdo de París?


Con el pacto, todos los países que firmaron y lo han ratificado presentaron un plan individual para reducir sus emisiones de gases de efecto invernadero y acordaron reunirse de manera regular para revisar el progreso e impulsar a los demás a que aumentaran sus esfuerzos.

A diferencia del tratado anterior (el Protocolo de Kioto), el Acuerdo de París no es vinculante; así, los países pueden cambiar sus planes según la situación interna. No hay multas por quedar por debajo de las metas declaradas. La expectativa era que las políticas y las metas fueran reforzadas con el tiempo por medio de la diplomacia y de la presión social.

Estados Unidos, durante el gobierno de Barack Obama, prometió recortar para 2025 los gases de efecto invernadero en 26 a 28 por ciento en comparación a los niveles de 2005, así como repartir, para 2020, tres mil millones de dólares en ayuda para que los países menos desarrollados puedan reducir su dependencia de los combustibles fósiles. (Hasta la fecha ha repartido mil millones de dólares).

China prometió que para 2030 obtendría una quinta parte de su electricidad con fuentes libres de carbón e India que reduciría su intensidad de carbono, o la cantidad de emisiones de CO2 por unidad de actividad económica.

Aunque las promesas actuales no prevendrían que las temperaturas aumenten menos de dos grados Celsius sobre el nivel preindustrial –el umbral considerado altamente peligroso– hay evidencia de que la diplomacia suave del Acuerdo de París ha movilizado a algunos países a tomar acciones más completas. Un estudio del Instituto de Investigaciones Grantham halló que la existencia misma del acuerdo ya había llevado a decenas de países a emitir leyes para la utilización de energías limpias.

Fuente: The new York Times