Corema de La Araucanía amonestó a sanitaria por no cumplir con tratamiento de aguas servidas

La Comisión Regional de Medio Ambiente (Corema) de la IX Región amonestó a la empresa de servicios sanitarios Aguas Araucanía por no cumplir adecuadamente con la operación de las plantas de tratamiento de aguas servidas de Angol y Cunco.

Luego de una visita inspectiva realizada por el Comité Operativo de la Corema, compuesto por servicios públicos con competencia ambiental, se constató que el sistema de saneamiento de Angol, presentó un funcionamiento distinto al aprobado en la Resolución de Calificación Ambiental Nº 120, del 13 de julio de 2005, sobre todo en lo referido al punto de descarga y disposición de lodos.

Luego de escuchar los descargos presentados por ejecutivos de la compañía, el pleno de la Corema resolvió amonestar a la empresa y dar como plazo perentorio el mes de marzo de 2008 para solucionar el problema, ello debido a que por razones de caudal del cuerpo de agua receptor no es posible la ejecución de obras.

También mandató al Comité Operativo de Fiscalización a una coordinación y revisión permanente del cumplimiento de la resolución tomada por el principal cuerpo colegiado ambiental de la región.

En el caso de Cunco, en tanto, se detectó la presencia de cloro residual en la descarga de las aguas ya tratadas, por lo cual la Corema resolvió aceptar un leve margen de tolerancia en las mediciones (0,1ppm) y no sancionar por ésta causa a la empresa, destacando el hecho de que en la IX Región, a diferencia de otras, se le ha exigido a la sanitaria decloración del agua previamente tratada, lo que es altamente valioso para el cuidado del medioambiente.

Por otra parte, la Corema Araucanía también decidió aplicar una multa de 250 UTM a la piscicultura Loncotraro, de la comuna de Villarrica, tras detectar una serie de incumplimientos, entre los que figuran la modificación del proyecto, una descarga de agua no autorizada y la carencia absoluta de permisos sanitarios de agua potable, alcantarillado y manejo de residuos sólidos. Además, la autoridad ambiental impuso un plazo de 60 días para subsanar las irregularidades.

En la sesión, además, la Corema aprobó la Declaración de Impacto Ambiental del Plan Regulador de Villarrica, presentado por el Municipio de esa comuna, la cual tiene por objeto establecer una zonificación para los respectivos usos de su territorio urbano, que posee una superficie de 150 hectáreas.

De acuerdo al informe emitido por la Dirección Regional de Conama (Comisión Nacional del Medio Ambiente), el Servicio de Salud condicionó su evaluación a la zona ZR-1A referida a balneario a la habilitación de infraestructura básica, tales como baños, agua potable y alcantarillado.

El titular del proyecto declaró como compromiso ambiental voluntario la ejecución de un programa de educación ambiental, el que se llevará a cabo en coordinación directa con la Conama.

Fuente: www.induambiente.cl

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *