Archive for February 21, 2008

Ministra del Medio Ambiente llama a sumarse a campaña contra caza de ballenas

 
La ministra de Medio Ambiente, Ana Lya Uriarte, luego de reunirse con Gustavo Vergara -el voluntario chileno de Greenpeace que participó de una expedición contra la caza de ballenas en aguas de la Antártica-, efectuó un llamado a la población a participar de la campaña de recolección de firmas en contra de la caza de ballenas que se realiza en el sitio web www.conama.cl.
Ana Lya Uriarte, señaló que el gobierno de Chile tiene una postura clara respecto del tema y afirmó que en el corto plazo, se presentará una ley que reemplace a la legislación actual e impida atrapar cetáceos en las aguas nacionales por tiempo indefinido y no hasta el 2025, como se establece actualmente.

Uriarte, solicitó al gobierno japonés que cancele de manera inmediata la pesca de ballenas, calificando la investigación que lleva a cabo Japón, como “prehistórica”.

“Cuando hablamos de una caza de más de mil especies ciertamente nos preguntamos qué tipo de investigación prehistórica es aquella que estamos presenciando. De manera que es nuestro deber manifestar nuestro rechazo a la medida. Los chilenos decimos no a esta captura”, sostuvo la ministra.

la secretaria de Estado, reclacó que en junio de este año, Chile será anfitrión de la próxima Comisión Ballenera Internacional, evento que congregará a más de 100 países y dónde se discutirán los estados de conservación de las ballenas y el polémico programa japonés.

Al respecto, Gustavo Vergara puntualizó que “Chile en calidad de anfitrión de este evento tiene una oportunidad histórica de tomar el liderazgo en las negociaciones sobre conservación, la creación de santuarios y usos no letales de las ballenas”.

Denuncian tala de bosque nativo en Chiloe.

Ingenieros forestales quieren recurrir al Consejo de Defensa del Estado
Aseguran que en el fundo Chaquihual, en las cercanías de Degañ, hay robos de madera.

El capitulo Chiloé de la Agrupación de Ingenieros Forestales por el Bosque Nativo está estudiando la posibilidad de recurrir al Consejo de Defensa del Estado por la tala ilegal de bosque nativo en diversos sectores del Archipiélago, de lo cual se ha informado a las instancias judiciales del nivel local.

Javier Sanzana, coordinador de la señalada agrupación, señaló que se están reuniendo mayores antecedentes relacionados con esta problemática, que catalogó “es de mucha preocupación”.

Uno de los casos que en particular preocupa a los ingenieros es la tala ilegal y robos de productores forestales desde el fundo Chaquihual, ubicado en las proximidades de Degañ, comuna de Quemchi, de propiedad de María Cristina Castoldi Lanino.

HASTA AMENAZAS

Esta situación estaría ocurriendo desde hace por lo menos un año y medio en el mismo lugar donde hace unos días se debió enfrentar un incendio que afectó a aproximadamente 40 hectáreas y que, según los mismos denunciantes, se habría originado por actividades ilegales.

Sanzana señaló que hace aproximadamente un año se interpuso una denuncia en la Fiscalía de Ancud por tala ilegal, hurto de madera, por amenazas y agresiones “que hasta hoy no se han resuelto”.

Sobre lo último, Castoldi y el propio ingeniero habrían sido amenazados mientras recorrían un sector al interior del predio donde se realizaban talas ilegales.

“El tema puede tomar otros tenores y los dueños del fundo y su actual administración han decidido cortar de raíz estas irregularidades con el inicio de construcción de sendas y cercos en la totalidad de los sectores en conflicto”, precisó el coordinador de la agrupación.

GENERALIZADA

El profesional reiteró que los sucesos del fundo Chaquihual no son aislados y que corresponde a una situación relativamente “generalizada” en la Provincia de Chiloé.

“Hay sectores en los cuales ya ni quilas quedan”, añadió el profesional, puntualizando igualmente que se han formulado otras denuncias en diversas instancias. “Pero nunca se ha dictado una sentencia por alguno de estos casos”, expresó.

Se estaría destruyendo el bosque tanto para la elaboración de maderas, como para leña. “El daño es grande y nadie le pone atajo”, sentenció Sanzana.

Fuente: La Estrella de Chiloé on line; publicado el 16 de febrero de 2008.

http://www.laestrellachiloe.cl/prontus4_nots/site/edic/2008_02_16_1/home/home.html

En peligro humedal del río Lluta en Arica

En peligro humedal del río Lluta en AricaBastante preocupados están en la Municipalidad de Arica por el estado en que se encuentra el humedal de la desembocadura del río Lluta, el que durante los últimos días sufrió un incendio intencional que arrasó con más de una hectárea.

La alcaldesa (S) de la Ciudad de la Eterna Primavera, Rosa Vidal, lamentó la situación e hizo un llamado para que la gente tome conciencia de lo importante que es cuidar el humedal, al que calificó como un regalo de la naturaleza.

Agregó que la municipalidad está haciendo un esfuerzo extraordinario para que el lugar sea declarado como reserva nacional, sin embargo, la falta de apoyo de la población hace que esto sea muy difícil.

Vidal recalcó que conseguir que el humedal sea considerado reserva, es uno de los anhelos y proyectos más emblemáticos de la administración del alcalde Valcarce y de la Gobernación Marítima, que se encarga de la seguridad de la desembocadura del río Lluta.

Por su parte el experto de la Dirección de Medio Ambiente, Ronny Peredo, manifestó que el incendio ocurrido hace unos días alteró el proceso en que las aves construyen sus nidos, que precisamente se produce en esta época. Añadió que siguen habiendo personas que no respetan el sector y que continúan bañándose o instalando carpas, siendo que está prohibido por un decreto del Ministerio de Defensa.

Denuncian a contratistas de salmoneras por desastre ambiental en playas de Aysén

Además del grave daño ambiental, las faenas de estas empresas del sector salmonero ponen en riesgo la salud de los pobladores de la localidad y afectan el desarrollo de actividades económicas como el turismo y la pesca.

Un nuevo desastre ambiental en las playas de Puerto Cisnes, en la Región de Aysén, está generando la industria del cultivo de salmón. Esta vez, las denuncias de los operarios de turismo y pescadores artesanales apuntan a las faenas de las empresas contratistas de este sector productivo que se dedican a la confección de fondeos o “muertos”, estructura que permite mantener la balsa-jaula fija a un lugar.

Anteriormente, el hecho que causó preocupación en los lugareños, fue la disposición de desechos industriales en un vertedero ilegal emplazado al interior de las instalaciones de la empresa salmonera Los Fiordos/ Agrosuper, a tres kilómetros de Puerto Cisnes. Estos residuos contaminaron napas subterráneas y el propio Río Cisnes, situación que fue constatada por la Brigada Investigadora de Delitos Medioambientales (BIDEMA), de la Policía de Investigaciones

El empresario turístico Ronald Pfeil, denunció que “en todas las playas en que los últimos 12 meses se han fabricado “muertos”, queda una zona de desastre con grandes pozos de lastre, toda la basura que sobra después de la faena como la gran cantidad de plásticos, talbas de moldaje, fierros, bolsas vacías de cemento y todos los desperdicios que dejó la cuadrilla durante 60 días o más”.

El empresario afirmó a Ecoceanos News que “la primera denuncia al respecto fue presentada hace dos años en contra de una empresa que se estableció en la Isla Tortuga, donde terminaron su faena sin limpiar la playa y restituir el lugar a su estado original. Luego hubo otra faena en la playa de Puerto Cisnes, una zona turística, donde dejaron las estructuras de cemento que aún están en el lugar”.

Así la actividad ha ido creciendo, y ya son al menos diez las empresas que se dedican a la fabricación de “muertos” para centros de cultivo de salmones en la zona de Puerto Cisnes. “El daño se agrava día a día pues las faenas aumentan en intensidad y extensión a medida que pasa el tiempo, sin ir más lejos basta señalar que se ha desembarcado una retro excavadora con la cual se trabaja a ritmo acelerado haciendo cada vez más irreparable el daño”, precisó.

Según la denuncia de Pfeil, las playas afectadas son Rauco, Puerto Cisnes, Río de las Truchas, Isla Tortuga, Playa de la Medialuna, Catalina, Villegas, Río Anita, y muchos otros lugares al norte y sur de Puerto Cisnes.

Recientemente, los pescadores artesanales también pudieron constatar actividad de extracción de áridos, construcción y acopio de “muertos” para fondeo en los terrenos de playa ubicados en Puerto Laguna; Playas Largas en Isla Melchor; Caleta Vidal en Canal Pilcomayo y Calata Andrade en Puerto Aguirre. La mayoría de las empresas no contaban con los permisos respectivos, como los otorgados por el Ministerio de Obras Públicas para la extracción de áridos.

Cabe consignar, que la administración de los terrenos de playa, bienes nacionales de uso público, corresponden al Ministerio de Defensa y su fiscalización corresponde a la autoridad marítima.

En el sector de playa Estero Rauco, ubicado en el Extremo Norte de la Isla Zañartu del lado del continente, se iniciaron faenas de este tipo sin ninguna autorización. Al respecto, Ronald Pfeil afirma que “a consecuencias de ello, se ocasionó prácticamente la destrucción de la otrora prístina playa por cuanto se retiraron cientos de metros de áridos, se desembarcó material inerte, se dejó basura, hay construcciones no autorizados en terreno privado y se produjo un daño irreparable en la desembocadura del río de dicha playa en el Jacaff”,

Los miles de litros de cemento y fraguantes químicos también están causando moralidad de la flora y fauna marina en la región de Aysén. “He visto cientos de jaivas, mitílidos, caracoles, luche, entre otras especies, muertas”.

FALTA DE FISCALIZACION
Pfeil comentó que recurrió a la Fiscalía para consultar por la presentación de una denuncia, pero se encontró con la sorpresa que “la destrucción de una playa no es delito, tampoco el arrojar toneladas de desperdicios y basura generada por unos 40 barcos de abastecimiento de las salmoneras, que circulan por el área todos los días con una dotación promedio de ocho tripulantes. ¡Esto corresponde a la basura generada por 60 casas todos los días vertidas en nuestro mar!”.

La Capitanía de Puerto de Puerto de Cisnes no cuenta con embarcaciones, por lo que no puede realizar su labor fiscalizadora. Además, las playas no son chequeadas, antes ni después de la entrega del permiso que entrega la Autoridad Marítima. Tampoco se fiscaliza la cantidad de áridos extraídos, ni el tiempo de permanencia, que siempre es excedido.

Según Ronald Pfeil, “supuestamente la condición del permiso consiste en que se deje la playa en su estado original, lo que no es posible después que cientos de toneladas se hayan extraído. Pese al desastre que causan estas faenas al medioambiente, las empresas no cuentan con Declaración, ni menos Estudios de Impacto Ambiental”.

La BIDEMA de la Policía de Investigaciones se encuentra verificando en terreno los hechos denunciados, que además del daño ambiental pone en riesgo la salud de los pobladores de la localidad y afecta el desarrollo de actividades económicas como el turismo y la pesca. Víctor Espinoza, Jefe de la BIDEMA de Aysén dijo a Ecoceanos News, que “en caso de verificar el hecho, nosotros actuamos como denunciante ante la Fiscalía”

Las empresas contratistas cuestionadas prestan servicios a grandes compañías salmoneras nacionales y multinacionales, como Los Fiordos/ Agrosuper, Cultivos Marinos Chiloé, Marine Harvest, Multiexport, entre otras.

Fuente: www.ecoceanos.cl

Ecologistas chilenos y españoles denuncian en Madrid “el principio del fin de La Patagonia”


Aseguran que la construcción de cinco represas en la región de Aysén dejarán bajo el agua una parte de los parques nacionales de Laguna San Rafael y Bernardo O’Higgins.

Las cinco represas que la eléctrica española Endesa pretende construir en Chile junto a la empresa chilena Colbún marcarán “el principio del fin de La Patagonia”, denunciaron hoy en Madrid varias organizaciones ecologistas.

Greenpeace España responsabilizó del proyecto a Manuel Pizarro, ex presidente de la compañía y actual número dos del conservador Mariano Rajoy en la lista del Partido Popular (PP) por Madrid para las elecciones generales del 9 de marzo en España.

La Patagonia chilena es la segunda mayor reserva de agua dulce del mundo y la región, de gran valor ecológico, está en trámite de ser declarada Patrimonio de la Humanidad. En las zonas afectadas por el proyecto, que pretende abastecer de energía a Santiago y las regiones mineras del norte, sobreviven especies en peligro de extinción, entre ellas el gato montés, el huemul, el zorro culpeo, la ranita de Darwin o el huillín.

De construirse las cinco “megapresas” para abastecer centrales hidroeléctricas se inundarían 59 kilómetros cuadrados de la región de Aysén, en el entorno de los ríos Baker y Pascua, dijeron los ecologistas en rueda de prensa.

Allí se encuentra un ecosistema que sólo está presente en esa zona. También quedarían bajo el agua una parte de los parques nacionales de Laguna San Rafael y Bernardo O’Higgins, declarado Reserva de la Biosfera por la UNESCO, y tres reservas naturales.

“Si la política del cemento y el hormigón llega a la segunda reserva mundial de agua, poco queda ya por destruir”, aseguró el director de Greenpeace España, Juan López de Uralde, quien acusó de doble moral a la segunda eléctrica española, asegurando que si en el país europeo se dieran las mismas condiciones que en Chile para este proyecto, éste nunca llegaría a término.

MANIFIESTO

Greenpeace, Ecologistas en Acción, WWF España, Amigos de la Tierra, junto a otras organizaciones ecologistas españolas y el Consejo de Defensa de la Patagonia (CODEFF), que agrupa a 30 organizaciones chilena, presentaron un manifiesto en el que llaman urgentemente a las autoridades españolas y chilenas para que no permitan “la destrucción ambiental y cultural de una parte importante de la región de Aysén, corazón de la Patagonia chilena”.

El proyecto, liderado por la empresa HidroAysén, constituida por la española Endesa (51%) y la chilena Colbún del grupo Matte (49%), “pretende inundar más de 5.910 hectáreas de tierras vírgenes para generar un negocio en beneficio principalmente del centro industrial y minero transnacional de Chile”, según las organizaciones, que piden a la eléctrica española la retirada del proyecto.

La iniciativa empresarial contempla la construcción de una línea de transmisión eléctrica de más de 2.200 kilómetros de largo, con 5.000 torres de 60 a 70 metros de altura y una franja talada de 70 metros de ancho, que atravesaría ocho regiones de Chile.

Las ONG denuncian que afectará a cientos de comunidades y 12 áreas silvestres protegidas, más de 15.000 hectáreas serían directamente intervenidas y millones de hectáreas de paisaje degradado.

La región Aysén se convertiría “en una especie de despensa o pila del país” al llevar los 3.000 megavatios-hora de energía generados a Santiago de Chile y a las regiones mineras del norte, afirmó el director de la organización ecologista Codeff Aysén, Peter Hartman.

Agencias