Efecto píldora: Ley de Bosque Nativo entrampada en el TC

Esta demorada ley busca proteger, recuperar y mejorar los bosques nativos con el fin de asegurar la sustentabilidad forestal mediante el instrumental de fomento al manejo y preservación del bosque.

Exceso de trabajo del organismo por fallos como las normas sobre regulación de la fertilidad ha impedido que salga de las oficinas de calle Santo Domingo. Desde enero pasado, el Ejecutivo planea su promulgación con bombos y platillos. La fecha de la fiesta aún es incierta.

Estuvo en todos los ranking entre las mejores noticias del 2007: después de 16 años de tramitación parlamentaria, fue aprobada la Ley de Recuperación de Bosque Nativo y Fomento Forestal. De ahí en adelante, sólo se esperaba su promulgación que el Ejecutivo anunciaría con una gran ceremonia en enero pasado. Sin embargo, el documento está entrampado en el Tribunal Constitucional, organismo que revisa que ninguno de los artículos del nuevo cuerpo legal entre en contradicción con la legislación vigente. Pero de las oficinas de calle Santo Domingo 689 no ha salido por la recarga de trabajo del TC, entre lo que se cuenta el fallo de la píldora del día después.

Esta demora tiene damnificados: los pequeños y medianos propietarios no han podido contar con las bonificaciones para el manejo y la conservación de bosque que la ley iba a entregar. “La espera ya es demasiada. Es necesario que se supere este nuevo escollo y que se cuente con fondos para eso”, alega el profesor Antonio Lara, investigador de la Universidad Austral de Chile.

Según algunos conocedores de la ley, el TC encontró una traba porque la ley estipulaba la repartición de fondos en enero, lo que no se podría cumplir este año. Otra versión apunta a problemas con la institucionalidad de la Corporación Nacional Forestal, Conaf. “La única razón de esta demora es el atochamiento de trabajo del TC”, aclara el subsecretario de Agricultura, Reinaldo Ruiz. “Esta ley demoró 16 años tramitarla y está minuciosamente redactada, así que no debería tener ningún reparo constitucional”.

Reinaldo Ruiz reconoce que en el tema de las bonificaciones, la ley señala que en enero debía tomarse una decisión respecto de cuánto del fondo se asigna a los pequeños y medianos propietarios, y eso no ocurrió. Pero es un tema superable. “Tendremos que hacer una modificación en la ley de un artículo único o un decreto que diga que lo que debía hacerse en enero se hará después”, explica Ruiz. “Es verdad que eso genera un espacio de tiempo menor para concursos, pero se puede solucionar con mayor agilidad de los procesos”, aclara.

Con todo, la promulgación con bombos y platillos aún es una incógnita. “¿Cuándo podría haber ley? Ojalá que mañana… pero no hay fecha todavía”, afirmó la autoridad.

Fuente: www.lanacion.cl

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *