Norma antiesmog más dañino en 2015

Seminario de la Conama enfatizó la necesidad de contar con regulación al ultrafino PM 2,5 que exigirá la paulatina instalación de filtros en fuentes de emisión. Norma podría estar en 2009.

No hubo opinión distinta: el selecto panel de expertos internacional convocado por la Conama, que incluyó al Premio Nobel de Química 2005, Mario Molina, planteó la necesidad de que Santiago introduzca la norma para controlar el esmog más dañino para la salud, llamado PM 2,5, en reemplazo del estricto regulatorio actual, que a la hora de fijar exigencias sólo considera el material particulado más grueso (PM 10).

Se estima que la óptima implementación de la nueva norma que busca reducir el PM 2,5 esté en total vigencia en 2015, según se expuso en el seminario, meta a la que se llegará gradualmente apenas sea realidad la norma que posiblemente vea la luz en 2009. El primer paso, de acuerdo a la Conama, sucederá en junio con la publicación del anteproyecto.

Alejandro Smythe, director de la Conama Metropolitana, precisa que “la norma para el material ultrafino va a constituir una nueva etapa. Tenemos el anhelo de iniciar este año la discusión y poder contar el año venidero con la norma que permitirá la incorporación de tecnología de control de emisiones: filtros, filtros y filtros. Para buses, camiones, procesos productivos, calefacción residencial, etcétera”, dice.

El PM10 corresponde al polvo y las partículas de esmog más gruesas que quedan retenidas en la nariz y la garganta. El más peligroso y el ultrafino PM2.5, en cambio, ingresa directamente a los alvéolos pulmonares, la sangre, el corazón e incluso el cerebro.

Transantiago menos tóxico

Uno de los datos más novedosos que surgiío en el seminario lo entregó Molina: “En un año Transantiago redujo casi en un 30% las emisiones de PM 2,5”, dijo, cifra que se explica por la salida de buses antiguos y su reemplazo por una flota nueva y menos numerosa. El estudio comparó la contaminación medida a nivel calle de julio de 2006 -micros amarillas-, y julio de 2007. Urge instalar filtros en toda la flota: hoy sólo 120 buses poseen el dispositivo.

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *