Tag Archive for SEIA

Gener reingresó proyecto de central hidroeléctrica Alto Maipo para evaluación ambiental

Centrales de pasada Alfalfal II y Las Lajas incorporarán en conjunto 531 MW de potencia a partir del 2013.

La empresa de generación eléctrica AES Gener SA informó que la Comisión Nacional del Medioambiente de la Región Metropolitana admitió a tramitación el Estudio de Impacto Ambiental (EIA) del Proyecto Hidroeléctrico Alto Maipo, que fue reingresado al Sistema de Evaluación de Impacto Ambiental (Seia) el pasado jueves 22 de mayo de 2008.

A comienzos de este mes, la compañía retiró el proyecto del Seia para consolidar algunos cambios que se le efectuaron durante el proceso anterior.
Tales ajustes no modifican la potencia instalada de las centrales de pasada Alfalfal II y Las Lajas que, en conjunto, incorporarán al país 531 MW de potencia a partir del 2013.

En un comunicado, Gener señaló que “reafirma su convencimiento de que el Proyecto Hidroeléctrico Alto Maipo es plenamente compatible con los resguardos ambientales que el Cajón del Maipo requiere para preservar su entorno y actividades productivas y recreativas”.

Endesa ingreso declaracion de impacto ambiental de proyecto eolico Canela II

El nuevo parque eólico se ubicará en un terreno adyacente al de Canela -actualmente en operación- y estará compuesto por 46 aerogeneradores, para una potencia instalada de 69 MW.

Ante la Corema de la Región de Coquimbo y a través de la sociedad Central Eólica Canela S.A., Endesa Eco ingresó la semana recién pasada la Declaración de Impacto Ambiental (DIA) de Canela II, nuevo proyecto eólico que contempla la instalación de 46 aerogeneradores para una potencia instalada de 69 MW y una generación media anual de 180,1 GWh.

La filial para el desarrollo de las Energías Renovables No Convencionales (ERNC) de Endesa Chile ingresó el 28 de abril al Sistema de Evaluación de Impacto Ambiental (SEIA) de la Comisión Regional de Medio Ambiente (Corema) de la Región de Coquimbo, la DIA de Canela II, iniciativa que permitirá ampliar el parque eólico Canela, el que desde diciembre de 2007 aporta 18,15 MW al Sistema Interconectado Central (SIC).

De acuerdo con la DIA, la inversión estimada en el proyecto asciende a US$ 168 millones y considera el desarrollo de un nuevo parque eólico, que estará situado al sur de Canela I, en un predio de 1.082 hectáreas. Asimismo, se considera un período de construcción de 17 meses, lapso en el que se instalarán los 46 aerogeneradores, de 79 metros de altura y una velocidad promedio de giro de 15 rpm cada uno.

Además, Canela II aprovechará la sala de control de la central actualmente en operación y la cercanía de la línea eléctrica existente Los Vilos – Pan de Azúcar, para la transmisión de la energía generada. La conexión al Sistema Interconectado Central (SIC) se realizará mediante una subestación seccionadora, que permitirá entregar la energía de forma directa al sistema.

Gener hará ajustes proyecto de central hidroeléctrica Alto Maipo

La segunda eléctrica del país, AES Gener, retiró momentáneamente de tramitación en el Sistema de Evaluación de Impacto Ambiental (SEIA) su proyecto hidroeléctrico Alto Maipo, el cual pretende habilitar dos centrales de pasada (Alfalfal II y Las Lajas) en la comuna de San José de Maipo, con una potencia instalada de unos 531 MW y una inversión de US$ 600 millones.

La empresa volverá a ingresar su proyecto en las próximas semanas. Según explicaron en la compañía, la decisión de retirarlo obedece a los ajustes que ha tenido la iniciativa desde que ingresó al SEIA el 5 de junio del año pasado. Entre estos cambios se considera excluir la intervención de El Manzano, punto que ha sido uno de los principales focos de conflicto con los habitantes del lugar que se oponen a las obras de Alto Maipo.

Pese a ello, en la empresa aseguran que las dificultades de Gener no pasan tanto por la oposición de los vecinos, sino más bien por conflictos relacionados con los derechos de agua que posee Aguas Andinas en la zona del embalse El Yeso, ubicado aguas arriba del proyecto de Gener, los cuales corresponden a reservas de uso doméstico.

Gener es conminada a suspender proyecto en Alto Maipo

GENER ES CONMINADA A SUSPENDER TRAMITACION DEl PROYECTO HIDROELECTRICO ALTO MAIPO -PHAM-
DEBERA INGRESAR UN NUEVO ESTUDIO DE IMPACTO AMBIENTAL.

Inexistencia de derechos de agua, cambios sustantivos del proyecto, falta de información de línea de base y no evaluación del impacto de nuevas obras, denunciados en Recursos Administrativos interpuestos por ciudadanos de San José de Maipo; obligaron a GENER a retirar el proyecto del SEIA.

La Coordinadora Ciudadana Ríos del Maipo, celebra hoy la suspensión del proceso de evaluación ambiental del proyecto Alto Maipo, pues dicha suspensión pone fin a las irregularidades cometidas por la empresa norteamericana AES Gener en el proceso de evaluación ambiental. También demanda a la CONAMA RM a ser mas prolija en los requisitos que debe exigir a las empresas para aceptar sus proyectos a tramitación.
Consideramos un logro ciudadano el que la empresa mencionada haya decidido retirar, un proyecto el cual hemos denunciado desde sus inicios no sólo porque afecta a quienes habitamos en el Cajón del Maipo, sino que impactaría a toda la ciudadanía de la Región Metropolitana.
El proyecto presentado por AES GENER enfrentó las consecuencias de ser un diseño que mantuvo fuertes inconsistencias durante todo el proceso de evaluación de impacto ambiental -EIA- en relación a la capacidad hídrica de la cuenca del Maipo, y además, el PHAM fue transformado y acomodado para sortear las objeciones que le impusieron algunos servicios públicos, sin presentar en ningún momento los estudios de línea de base en temas tan relevantes como por ejemplo, la construcción de una cámara de carga de gran capacidad. No ocurrió así con la institucionalidad que les permitió omisiones, dio carácter discrecional a varios normas legales (Decreto 78, Código de Aguas, Ley de Monumentos Nacionales, etc.), e ignoró en forma sistemática las irregularidades del proyecto presentado en el EIA; dejando en manos de los ciudadanos la tarea que debe cumplir el estado chileno “en orden de resguardar que los proyectos de privados no arriesguen el patrimonio natural, cultural y el acceso a bienes básicos como agua, aire, recreación, desarrollo económico e identidad de la ciudadanía”. Sostuvimos y seguimos sosteniendo que el Proyecto presentado por AES GENER incurrió en graves irregularidades contraviniendo leyes y normativas que regulan los usos y los derechos de aguas y el medio ambiente.

Las principales irregularidades denunciadas públicamente por la Coordinadora, y presentadas a la CONAMA RM , vía Recurso Administrativo son:

1-La autoridad acogió a evaluación ambiental el proyecto presentado por AES GENER sin tener los derechos de agua constituidos en los puntos de captación donde se ubican las obras. Con ello se cometían las siguientes irregularidades

a) No consigna la línea de base sobre la disponibilidad de recursos hídricos en los puntos de captación señalados por la empresa; pues no se incluía información sobre el comportamiento hídrico de las 5 cuencas que proveerían los recursos hídricos requeridos por la empresa.
b) No contempla los caudales ecológicos requeridos por la legislación Ambiental y por el Código de Aguas para todas las cuencas a intervenir;
c) El estudio de Gener no incluyo la información requerida por la ley sobre la viabilidad de obtener derechos de agua en los puntos de captación solicitados dado que estas solicitudes impactarían sobre derechos de terceros.

2- La información presentada por AES Gener, no consigno los impactos sobre 70 kilómetros del Río Maipo a consecuencia del trasvasije de recursos hídricos desde el nacimiento de los ríos proveedores (Yeso, Engorda, Colina, Morado, Las Placas) hasta la devolución de las aguas a la altura de la localidad Manzano, a 20 Km. De Santiago.

3-AES Gener, realizo cambios sustantivos en la infraestructura del proyecto entre los cuales cabe destacar, el cambio del trazado de los túneles, ubicación de cámaras de carga en terrenos y predios distintos de los presentados a la evaluación ambiental, sin presentar estudios de línea de base de dichas obras, y excluyo por lo tanto la participación de los afectados por estas nuevas obras.

4-AES Gener incorporó en su nuevo trazado caminos adicionales entre los cuales destaca uno de 8 kilómetros en la cuenca del estero Aucayes, sin evaluar su impacto ambiental y los graves riesgos para los habitantes del pueblo de Maitenes ubicado aguas abajo del proyectado embalse en una zona de alto riesgo de remoción de masas que en caso de producirse una crecida sepultaría al poblado de Maitenes.

5-AES Gener incorporo la construcción de un embalse de acumulación de 300.000 metros cúbicos, el que además de no ser evaluado técnica y ambientalmente, va en contra de la nominación de este proyecto como “de pasada” presentado originalmente, y es inconsistente con los derechos de agua de tipo no consuntivos que posee GENER, que no permiten retener las aguas afectando de esta forma a terceros.

En síntesis, el resultado de la carencia de información ambiental de base; la inexistencia de derechos de agua; y los cambios sustantivos del proyecto en las 2 adendas, no incorporaron los impactos ambientales de esas nuevas obras, el proyecto por tanto no cumplía con los requisitos mínimos para continuar siendo tramitado, ni menos aun aprobado por la COREMA.
Como la fecha contemplada para la votación de Corema era el 16 de mayo, AES Gener prefirió retirar el proyecto de su tramitación, pues de haber sido rechazado por Corema evidenciaba su inviabilidad y quedaba impedido de presentar un nuevo proyecto por el plazo de un año.

La Coordinadora Ríos del Maipo, valora la suspensión de la tramitación del proyecto hidroeléctrico de GENER, y hace un llamado a la autoridad a no acoger a tramitación proyectos inviables que hacen perder el tiempo de funcionarios públicos y implican un desperdicio de recursos de todos los Chilenos y Chilenas

Finalmente la Coordinadora llama al gobierno a preservar los ríos del Cajón del Maipo, única fuente segura de agua potable para los 6 millónes de habitantes de Santiago; principal fuente del riego de la exitosa agricultura del Valle del Maipo y el más importante lugar de recreación de los sectores medios y modestos de la Región Metropolitana.

La coordinadora llama al estado a superar las deficiencias legislativas evidenciadas en la tramitación del Proyecto Alto Maipo en la COREMA RM. Las irregularidades descritas en torno a Alto Maipo evidencian la necesidad de reformular el marco jurídico diseñado sin procedimiento democrático ni consenso público. Dicho marco jurídico continúa avalando el despojo patrimonial de la sociedad chilena usurpando aguas y territorios, además de los pagos por servicios básicos, contribuciones e impuestos de todo ciudadano de Chile. La estructura de las leyes respalda la asimetría de derechos entre los titulares de los megaproyectos y los ciudadanos comunes; prueba de ello es la sistemática restricción al acceso de la información ante el proyecto Alto Maipo. Por ello, advertimos que tanto las leyes diseñadas en dictadura como en democracia deben ser revisadas y reformuladas, incluyendo la Ley de Bases de Medio Ambiente, que ha demostrado ser garante de la asimetría en el derecho de acceso a la información.
 Las aguas de nuestros ríos deben ser bienes nacionales de uso público y no objeto de codicia de algunas empresas que sobre la base del objetivo energético buscan ingresar más dinero a sus arcas. No es el objetivo energético su fin. Las entidades y organizaciones mundiales denuncian hoy la escasez del agua para el uso de riego, generación de alimentos y del consumo humano.
Como Comunidad agradecemos a todos quienes nos apoyaron en esta lucha y señalamos que seguiremos protegiendo los territorios y ríos del Cajón del Maipo, que otorgan servicios básicos de bebida, riego y recreación para los 6 millones de habitantes de Santiago.

Solicitud de concesiones mineras por parte de Celco para construir ducto sería ilegal

La solicitud de concesiones mineras por parte de Celulosa Arauco y Constitución (Celco), con el fin último de construir el ducto para descargar sus residuos líquidos industriales en Caleta Mehuín, tiene en máxima alerta a los habitantes de la zona y a los opositores al proyecto, quienes cuestionan fuertemente la medida.

La estrategia es conocida: pedir concesiones de explotación minera para un fin distinto a la explotación de minerales. “En principio no es legal, si bien es una práctica muy común”, advierten en el Ministerio de Minería.

Argumentan que la Constitución, en su artículo 19 Nº24, vincula el otorgamiento de las concesiones mineras con un fin de utilidad pública, que sólo se satisface con desarrollar las actividades mineras propias de la concesión. “La concesión minera obliga al dueño a desarrollar la actividad necesaria para satisfacer el interés publico que justifica su otorgamiento”, dice el cuerpo legal.

Celulosa Arauco y Constitución es una sociedad anónima cuyo rubro no es la minería. Así se desprende de la memoria 2006 de la empresa -la correspondiente a 2007 no está disponible en la página de la Superintendencia de Valores y Seguros (SVS)-, donde se establece que “la empresa realiza directamente actividades de producción y venta de celulosa y es la sociedad matriz de un conjunto de empresas industriales y forestales”. No se hace referencia a la actividad minera. La firma del grupo Angelini tampoco ha informado si se va a involucrar en una nueva actividad mediante un hecho esencial a la SVS.

Concesiones para futuro ducto

Pese a lo anterior, el 28 de marzo pasado, el representante de Celco, Mario Urrutia, presentó en el Juzgado de Letras de San José de Mariquina los documentos para conseguir la concesión minera para hacerse de los derechos de explotación.

Según el expediente, se trata de 5.790 hectáreas de subsuelo, tituladas como “Mariquina” del 1 al 15, que cubren toda la bahía de Mehuín, en particular la zona de Mehuín Alto, donde tienen asentamiento comunidades lafquenches opositoras al proyecto.

¿Qué hay tras esa petición? Celulosa Arauco tiene plazo hasta abril de 2009 para ingresar un Estudio de Impacto Ambiental con una alternativa de descarga para sus residuos líquidos de la planta Valdivia distinta al río Cruces, donde se produjo el desastre ecológico.

Con la reciente petición de concesiones en la zona la opción de un ducto que desemboque en la bahía de Mehuín toma cada vez mayor fuerza, pues los terrenos solicitados dibujan claramente el camino desde la planta hasta mar, por la caleta Mississippi.

Acciones legales

La edición del 10 de abril pasado del Boletín Oficial de Minería señala que la “manifestación minera” contiene 14 solicitudes de concesión, unas 600 hectáreas de terreno, por donde iría el ducto. El documento de manifestación ya fue sancionado y proveído por el titular del juzgado de Letras, Edison Lara, para su reciente publicación en el boletín de minería. A contar de entonces, Celco cuenta con un plazo de 120 días para ejecutar las mediciones técnicas, después de la cual, el tribunal queda en condiciones de pronunciarse y, de no mediar objeciones, otorgar la concesión definitiva a la Celulosa, y otorgarle derechos exclusivos sobre el subsuelo minero.

“Eso es lo que se llama un fraude a la ley”, comenta el abogado de la Fiscalía del Medio Ambiente, Fernando Dougnac. El jurista explica que para revertir la solicitud, se debe solicitar una nulidad de derecho público en el juzgado de letras correspondiente.

Las organizaciones que rechazan la construcción del ducto al mar por la bahía de Mehuín no descartaron acciones legales para salir al paso de las pretensiones de la firma. “Es una práctica habitual de las empresas para blindar las futuras obras, inscribiendo el subsuelo, para evitar que un tercero pueda hacerlo, con lo cual se impediría la construcción (del ducto). Eso se ha hecho en muchos otros megaproyectos”, señaló el abogado Hernando Silva, del Observatorio de Derechos Indígenas.

En Conama se informó que el proyecto para definir el ducto de descarga de la empresa aún no ha ingresado en el Sistema de Evaluación de Impacto Ambiental (SEIA), por lo tanto, no hay conocimiento de las características de construcción que podría tener éste. Sin embargo, si éste tiene áreas subterráneas o superficiales igualmente debe ser evaluado en su totalidad por el SEIA. Celulosa Arauco declinó referirse a este tema.

Un ducto con historia

La planta Valdivia entró en operaciones en febrero de 2004 con una inversión de 1.200 millones de dólares. A fines de ese año, el vertido de sus residuos industriales líquidos en el río Cruces provocó la muerte y migración de miles de cisnes de cuello negro y el desastre ecológico en el Santuario de la Naturaleza Carlos Adwanter.

Las autoridades ambientales impusieron, entonces, una serie de restricciones a la planta para su operación: exigieron a Celco, entre otros puntos, proponer y poner en operaciones una opción alternativa de descarga para sus riles, distinta al río Cruces, en el plazo de un año. Dicha iniciativa deberá ingresar al Sistema de Evaluación de Impacto Ambiental en forma de Estudio de Impacto Ambiental. La Corema de la Décima Región extendió el plazo hasta abril de 2007 y en enero de ese año, lo postergó nuevamente por dos años.

En ese momento, Celco pensó en la bahía de Mehuín y encontró la resistencia de los pescadores y la comunidad. No era la primera vez. El conflicto entre las partes comenzó en 1996 cuando los trabajadores de la zona expulsaron a los expertos de la empresa que habían ocupado el sector para evaluar la posibilidad de construir un ducto submarino en la bahía. El panorama cambió en octubre de 2007: algunos lafquenches alcanzaron un acuerdo con Celco a cambio de 8,9 millones de dólares. En el otro escenario, no hay mejoría: en noviembre de 2007, el científico de la UACH Eduardo Jaramillo explicó que el santuario del río Cruces no se ha recuperado desde 2004 y que las aves herbívoras siguen disminuyendo.

Fuente: La Nación