Archive for océanos

Greenpeace en el Día Mundial de los Océanos:“Nunca un proyecto tuvo tanto rechazo por parte de la sociedad civil como Minera Dominga” 

© @Cristobal Olivares

“Destruir el mundo es destruirnos a nosotros mismos. No queremos más zonas de sacrificio, no queremos proyectos que destruyan nuestro país, que destruyan a las comunidades y lo ejemplificamos en un caso que ha sido simbólico: No a Dominga”,  con estas palabras en su triunfo en las presidenciales, el Presidente Boric se refirió a su completo rechazo al proyecto minero Dominga. 

Luego que la Tercera Sala de la Corte Suprema rechazara los recursos interpuestos para detener Dominga, hoy el futuro de este proyecto está en manos del gobierno y su comité de Ministros.

Por esta razón, el director de Greenpeace, Matías Asun,  enfatizó que: “Jamás en la historia de nuestro país, un proyecto minero tuvo tal nivel de rechazo en la sociedad civil, en el gobierno, comunidades, científicos y organizaciones no gubernamentales. Son cientos de miles de voces contra Dominga. Esto es, porque el proyecto además de haber estado marcado por múltiples escándalos de corrupción que han tenido de protagonistas a las principales autoridades del país, también liquida el medioambiente costero y oceánico. Su construcción implicaría deteriorar de modo irremediable una de las zonas más valiosas en vida marina de nuestro planeta, y esa destrucción no es mitigable. Evitar esa masacre y consagrar la zona como un santuario de protección ambiental es lo correcto”.

El proyecto minero portuario está valorado en US$2.500 millones y planea instalarse en el conjunto de ocho islas que componen el Archipiélago de Humboldt. Aquí, las faenas de Dominga  desplegarán la extracción de concentrados de hierro y cobre, la creación de una mina de tajo abierto, la construcción de un puerto propio para exportar su producción y una desalinizadora para no utilizar el agua dulce.

En esta instancia, será el Comité de Ministros liderado por la ministra de Medio Ambiente, Maisa Rojas, e integrado por los ministros de Agricultura, Esteban Valenzuela; Hacienda, Mario Marcel; Salud, María Begoña Yarza; Economía, Turismo y Fomento, Nicolás Grau; Energía, Claudio Huepe; Obras Públicas, Juan Carlos García; Transportes y Telecomunicaciones, Juan Carlos Muñoz; y Minería y Planificación, Marcela Hernando quienes decidirán la aprobación o rechazo del proyecto Dominga. Esta entidad de gobierno será la que deberá votar por el futuro de los océanos de la cuarta región.

@César Villarroel

“Las ballenas, los pingüinos y los guanacos de la zona no tienen cómo defenderse de estas operaciones corruptas contra el medioambiente, por eso somos las personas las que debemos dar esa voz para que el gobierno los proteja, tal como indicó el presidente Boric en sus promesas de campaña. Estamos atentos a que nuevamente sean tan enfáticos en decir No a Dominga. No sólo el presidente sino que su comité de ministros. De hecho aún esperamos que el Servicio de Evaluación Ambiental responda formalmente las más de 100.000 solicitudes de invalidación enviadas y que está obligado a responder. Nunca, en la historia de nuestro país, hubo tanto rechazo a un proyecto como ahora, y el gobierno debe hacerse cargo de ello”, finalizó Asun. 

AVANCE DE LAS SALMONERAS EN PARQUE NACIONAL KAWÉSQAR

Otra de las preocupaciones en materia de Océanos de la organización Greenpeace, es la constante contaminación de la industria salmonera en los mares patagónicos. Hace pocos días la Superintendencia de Medio Ambiente confirmó la formulación de un cargo grave a la empresa Cermaq por sobreproducción de salmones al interior de la Reserva Nacional Kawésqar, desde la ONG enfatizaron “Es urgente frenar la expansión de la salmonicultura, en el día de océanos, queremos recordar que ni siquiera el mar dentro de áreas protegidas está a salvo, por lo cual hacemos un llamado a mantener a salvo los mares del país de actividades contaminantes como las salmoneras que ponen en riesgo a toda la biodiversidad “

Go to Source
Author: Prensa Chile

Greenpeace en la Antártida: récord mínimo histórico de hielo, pingüinos se mudan por el cambio climático

El científico Dr. Alex Borowicz de la Universidad de Stony Brook cuenta crías de pingüinos en una colonia de pingüinos Adelia en la Isla Vortex, Estrecho Antártico, Antártida. © Tomás Munita / Greenpeace

Desde la Antártida el equipo de Greenpeace a bordo del barco Arctic Sunrise alerta sobre la situación climática de la región. La expedición que llevan a cabo se enmarca en el tour de la campaña mundial para pedir un Tratado Global de los Océanos (la creación de una red de santuarios marinos, libres de actividad humana dañina, en aguas internacionales) que podría ser realidad en la ONU este próximo mes de marzo.

El barco de Greenpeace Arctic Sunrise regresó a la península antártica con un equipo de científicos independientes de la Universidad de Stony Brook para llevar a cabo una investigación pionera en colonias remotas de pingüinos, muchas de las cuales nunca antes habían sido inspeccionadas. © Tomás Munita / Greenpeace

Las poblaciones de pingüinos están siendo afectadas de manera muy grave por la rapidez del impacto del cambio climático en la Antártida. Durante este mes la expedición confirmó que los pingüinos papúa o juanito (Pygoscelis papua) se están reproduciendo más al sur como consecuencia de la crisis climática. Se trataría del registro más meridional de pingüinos juanito reproductores en el lado oriental de la Península Antártica.

.Pingüinos Adelia © Tomás Munita / Greenpeace .

En 2020 Greenpeace también descubrió que las colonias de pingüinos barbijo en la isla Elefante se habían desplomado, y algunas de ellas habían disminuído en el número de individuos  hasta en un 77% en los últimos 50 años

Un refugio climático para los pingüinos

Durante este tour el barco Arctic Sunrise navegó hacia el Mar de Weddell y permitió confirmar que la zona se mantiene como un refugio climático para los pingüinos. Recientemente un equipo de científicos de la Universidad de Stony Brook de Nueva York comprobó (en un censo realizado 10 años después de su última visita a la zona) que las poblaciones de pingüinos de Adelia –Pygoscelis adeliae– que se instalaron ahí se pudieron mantener estables a lo largo la última década.

Pingüinos Adelia en Penguin Point en la isla Seymour, en la Antártida. © Tomás Munita / Greenpeace .

Según los investigadores, embarcados abordo del Artic Sunrise estos datos obtenidos refuerzan la necesidad urgente de proteger y preservar el Mar de Weddell mientras pueda conservar un ecosistema intacto, algo que podría lograrse mediante la ratificación internacional de un Tratado Global de los Océanos

La Antártida calentándose más rápido que nunca

Iceberg al norte de la isla D’Urville, Antártida. © Tomás Munita / Greenpeace .

Ahora los datos del Centro Nacional de Datos de Hielo Marino señalan que este año el hielo marino antártico alcanzará la extensión más baja registrada por satélite en su historia. Las mediciones preliminares muestran que el hielo marino alrededor del continente ya superó el récord mínimo anterior de marzo de 2017 (de 2,1 millones de kilómetros cuadrados) cayendo a 1,98 millones de kilómetros cuadrados el pasado domingo 20 de febrero.

Es aterrador presenciar cómo se derrite este océano. Las consecuencias de estos cambios se extienden a todo el planeta, afectando las redes alimentarias marinas de todo el mundo. A la vez, en 2020, vimos que el Ártico alcanzaba su segunda extensión de hielo marino más baja registrada, ahora necesitamos una red global de santuarios oceánicos viendo la crisis que está ocurriendo en ambos polos. Cada ser humano en la Tierra depende de unos océanos saludables para sobrevivir; esta es una clara advertencia de que debemos protegerlos para siempre”, declaró Laura Meller, responsable de la campaña de Océanos de Greenpeace nórdico a bordo del Arctic Sunrise desde la Antártida.

Laura Meller, de la oficina nórdica de Greenpeace a bordo del Arctic Sunrise © Daniella Zalcman / Greenpeace

Durante las últimas dos décadas, la región tuvo variaciones extremas en la extensión de su hielo marino, pero la caída de este año no tiene precedentes desde que comenzaron las mediciones.

Mientras los científicos investigan la dinámica entre el calentamiento global y las tendencias del hielo marino, el colapso climático es evidente en la región: algunas de las partes de la Antártida se están calentando más rápido que en cualquier otro lugar del planeta.

El casquete polar de la Antártida está perdiendo masa tres veces más rápido ahora que en la década de 1990 y contribuye al aumento global del nivel del mar . Además, que las temperaturas suban tan rápido ya está causado un cambio profundo en la distribución  y concentración del krill, que es el alimento clave de todas las especies que habitan en la Antártida.

Es urgente un Tratado Global que proteja los Océanos

Louisa Casson, miembro del equipo de Greenpeace, cerca de la isla Beak,en la Antártida. © Tomás Munita / Greenpeace

Unos océanos sanos son fundamentales para reducir los impactos de la emergencia climática, ya que ayudan a mantener el carbono almacenado de manera segura fuera de la atmósfera y de las emisiones globales. La comunidad científica señala que proteger al menos el 30% de los océanos con una red de santuarios es clave para permitir que los ecosistemas marinos desarrollen resiliencia para resistir mejor los rápidos cambios climáticos.

Desde Greenpeace a nivel mundial la campaña para pedir un Tratado Global de los Océanos continúa su trabajo incansable a bordo del Arctic Sunrise para generar presión social de cara a marzo.

Conoce mas sobre la situación de los pingüinos en la Antártida y el trabajo científico de Greenpeace

Go to Source
Author: Lau Colombo

Día Mundial de las Ballenas: descubre todo lo que querías saber sobre ellas

Las ballenas son los animales más grandes que jamás hayan existido. Son imponentes y a la vez, inteligentes y pacíficas. 

Hoy, en el Día Mundial de las Ballenas, queremos que conozcas más sobre esta especie única.

8 datos que debes conocer sobre las ballenas

  • Pertenecen a un grupo de mamíferos marinos conocidos como cetáceos.
  • Existen dos tipos principales de ballenas: las dentadas (como el cachalote y la orca) y las barbadas (como la ballena jorobada y la azul).
  • Respiran a través de pulmones.
  • Dan a luz crías vivas que se alimentan de leche materna. 
  • Tienen un oído excelente. 
  • Cuentan con unos orificios en la parte superior de la cabeza llamados «aventadores», los cuales actúan como los orificios de la nariz de los mamíferos. 
  • Tienen sangre caliente. 
  • Son dos o tres veces más eficientes que los mamíferos terrestres para utilizar el oxígeno del aire que respiran. 

¿Por qué el 19 de febrero es el Día Mundial de las Ballenas?

Desde 1980, cada año se celebra el 19 de febrero como el Día Mundial de las Ballenas. Esta iniciativa surgió a partir de una idea de Greg Kauffman, fundador de la Pacific Whale Foundation, con la finalidad de tomar conciencia sobre el peligro de extinción que sufren las ballenas jorobadas que viven frente a la costa de Maui, Hawái.

Sin embargo, el Día Mundial de las Ballenas no solo se refiere a las jorobadas que están en Hawái, sino a todas las especies que habitan en los océanos de nuestro planeta. 

Recuerda que los océanos dejaron de ser saludables como en otras épocas. Ahora están contaminados con materiales tóxicos, entre ellos, vertidos de petróleo, productos químicos, residuos de plástico e industriales. Todos estos elementos constituyen una amenaza para las especies marinas. 

¿Cómo celebrar el Día Mundial de las Ballenas?

Te sugerimos diferentes ideas para homenajear y proteger a las ballenas en su día especial.  

Aprende sobre ellas

Para tomar conciencia sobre la situación de peligro que viven las ballenas es vital educarse. Puedes leer libros, blogs, ver documentales o acceder a material de diferentes organizaciones que las protegen.

Aquí te compartimos un blog sobre la ballena franca austral.

Asiste a un avistamiento de ballenas 

En América Latina se pueden encontrar unas ocho especies de ballenas, entre ellas, la jorobada, arrenquera, minke y de aleta.

De acuerdo a la temporada es posible avistar ballenas en diferentes lugares de nuestro continente, hoy te sugerimos algunas opciones.

En Argentina

Los lugares recomendados son Península Valdés y Puerto Madryn, en la provincia de Chubut. De hecho, la Patagonia argentina es considerada como el destino más importante del mundo para el avistamiento de ballenas. Tanto es así que fue calificada por la UNESCO (Organización de las Naciones Unidas para la Educación, la Ciencia y la Cultura) como Patrimonio Natural de la Humanidad.

En Colombia

En Bahía Málaga, en Valle del Cauca, suelen llegar unas 3.000 ballenas. Por su parte, Nuquí, departamento de Chocó, es uno de los mejores lugares para apreciar la biodiversidad marina. Te puedes acercar en lancha a unos 200 metros y tomar las mejores fotografías. 

También en el Parque Nacional Natural Gorgona, Valle del Cauca, es posible encontrar unas 11 especies de ballenas y delfines. 

En Chile

Puedes ver ballenas azules en la Isla Grande de Chiloé y en el Golfo de Corcovado.

Ayuda a preservar los océanos

Debido a que los océanos son el hábitat natural de las ballenas, es imprescindible cuidarlos. Tanto el cambio climático como la contaminación los afectan, disminuye la cantidad de alimentos para las ballenas y se altera la temperatura del mar. 

Puedes participar en jornadas de limpieza donde se recogen incontables residuos de plástico que afectan muchísimo a esta especie. 

Dona fondos para su protección

Las ballenas necesitan de todo nuestro apoyo en su conservación, por esta razón en muchas organizaciones realizamos actividades para preservar su ambiente.  

Asóciate a Greenpeace hoy y ayúdanos a defenderlas.

¿Cuáles son los peligros que enfrentan las ballenas?

Las ballenas corren diversos riesgos debido al cambio climático y a la acción de los seres humanos.

Sobrepesca

En la pesca como actividad comercial se extraen de los mares una gran cantidad de peces, lo que produce escasez de alimentos para las ballenas. También, muchos cetáceos se quedan enredados en las redes de pesca y mueren en ellas. 

Cambio climático 

Las principales especies que se ven afectadas por el cambio climático y el deshielo son aquellas ballenas que viven cerca de los polos. 

Por un lado, bajo el hielo crece una cantidad considerable de fitoplancton, el alimento de los crustáceos que constituyen a su vez el alimento de las ballenas. Asimismo, la radiación ultravioleta que se produce por la disminución de la capa de ozono también afecta el fitoplancton. 

Contaminación

Las ballenas sufren de dos tipos de contaminación en el mar: tóxica y acústica. 

La primera se produce debido a los productos tóxicos que son liberados en el mar. Se acumulan en los tejidos adiposos de las ballenas y son muy dañinos para su vida. 

Por su parte, la contaminación acústica se produce por los grandes ruidos causados por barcos y perforaciones petrolíferas. Estos sonidos afectan el oído desarrollado de muchas especies de ballena, y al ser un sentido fundamental en sus técnicas de caza impacta en su alimentación. 

Un ejemplo claro es la exploración sísmica. Para detectar si hay petróleo en el fondo marino se realizan bombardeos acústicos que disparan cañones de aire desde grandes buques y las ondas sonoras llegan hasta las profundidades del océano.

Estos bombardeos hacen un ruido similar al que produce el despegue de un cohete espacial y se repiten cada 10 segundos, durante 24 horas, a lo largo de varias semanas. 

Choques contra embarcaciones 

Muchas ballenas colisionan con buques a altas velocidades, lo cual ocasiona la muerte de los cetáceos. 

Caza comercial

La captura de estos cetáceos está prohibida desde 1986, cuando entró en vigencia una moratoria mundial sobre la caza de ballenas.

Sin embargo, Japón, Islandia y Noruega continuaron capturándolas a través de un falso programa científico. El comercio que se desarrolló fue exclusivamente de la caza que provenía de «pesca científica», por lo que, en estricto rigor, fue ilegal. 

Greenpeace y las ballenas 

El trabajo de nuestra organización ha sido fundamental para frenar la matanza de ballenas. En alta mar, pusimos nuestros cuerpos, gomones y barcos entre los arpones de los cazadores y estos mamíferos marinos. 

También, participamos en forma activa de los debates en los organismos internacionales y nos manifestamos pacíficamente ante las embajadas y los gobiernos de países balleneros para que suspendan la cacería de manera definitiva.

Hoy celebramos su día contigo, sabemos que juntos podremos seguir trabajando para proteger a esta especie única.

Go to Source
Author: Editor

Carta de Matías Asun para la niñez, por la defensa del archipiélago de Humboldt

Queridos pequeños guerreros y guerreras del arcoíris,

Preparamos una edición especial de Semillas Andinas, nuestra revista de educación ambiental infantil, para comunicarles que uno de los ecosistemas más especiales de Chile está en peligro.

Descarga y comparte la revista

En la región de Coquimbo, muy cerca del Archipiélago de Humboldt, se está por construir la minera Dominga. La presencia de este proyecto afectará gravemente a toda la fauna y flora del área. 

Esta zona es muy especial. Las aguas que rodean el archipiélago son unas de las más diversas no solo de nuestro país, ¡sino del mundo entero! Aquí se reúne una gran variedad de mamíferos marinos como la ballena fin, la ballena jorobada, la ballena azul, el delfín Risso y nariz de botella, así como diferentes especies de leones marinos, focas y nutrias. 

Podemos encontrar también chungungos, pequenes, yacas, zorros chilla, cururos y muchas especies de aves como el pingüino de Humboldt. Todos estos animales podrían quedarse sin hogar cuando llegue la minera, por los impactos inmediatos y acumulativos en el tiempo, y necesitan su ayuda.

¡Es urgente tomar acción! El primer paso es conocer y apreciar la riqueza del lugar. En la edición especial de la revista Semillas Andinas les contaremos un poco más de este ecosistema y por qué es tan importante protegerlo.

En Greenpeace luchamos para que cuando ustedes y sus amigos y amigas crezcan puedan disfrutar de la belleza de Chile. La flora y la fauna chilena también es nuestro patrimonio, nos pertenece a todas y todos y no solo a algunos cuantos. ¡Vivir en un medio ambiente sano es su derecho! 

Sabemos que contamos con su apoyo. Los invito a descargar y compartir Semillas Andinas.

Recuerden que todo su entorno puede sumar su firma en noadominga.cl para solicitar la invalidación ambiental.

Necesitamos que más personas sepan lo que pasa con Dominga para juntos y juntas detener el proyecto.

Con fuerza y determinación.

Matías Asun
Director de campañas

Go to Source
Author: Editor

EN VIVO desde el Pacífico #5: “La Minería de Profundidad, una nueva e inquietante amenaza para mi hogar”

Las empresas de minería de profundidad se encuentran actualmente en el Pacífico haciendo pruebas en un intento de demostrar que su industria es segura para el medio ambiente.  Hace unas semanas una de estas compañías, GSR, perdió control de un robot de 25 toneladas en el fondo del océano.  Poniendo esto en evidencia y confrontando a la industria tenemos a Victor Pickering, un activista de Fiji abordo del Rainbow Warrior, de Greenpeace.

Nací como hijo del océano.  Creciendo en Fiji, el océano ha influenciado cada parte de mi ser.  Desde la comida que ingería, hasta la manera como pasaba mi tiempo nadando y buceando.

Para nosotros en las Islas del Pacífico, el océano es el común denominador.  Le reconocemos como parte de nuestra identidad y bienestar.  Somos el océano, y el océano es nosotros.

Victor Pickering de Fiji y Activista de Greenpeace Internacional, sostiene una bandera con el mensaje “Nuestro Pacífico no es Suyo para destruirlo” en frente del  Maersk Launcher, barco charteado por DeepGreen, una de las compañías pioneras en la intención de hacer minería en el poco estudiado ecosistema de las altas profundidades. © Marten van Dijl / Greenpeace

La hermosura de este vasto Pacífico azul me inspiró a estudiar Administración de Recursos Marítimos y Pesca, y desde entonces he dedicado mi vida al activismo ambiental pues estoy convencido de que mi gente merece tener voz en estas temáticas que actualmente afectan nuestras comunidades.

Todo esto me ha traído hasta aquí, cientos de millas náuticas en el medio del Pacífico, a bordo del Rainbow Warrior de Greenpeace.  Estoy aquí para poner en evidencia esta industria emergente que supone un inmenso riesgo para el Pacífico y para el mundo en general, la minería de profundidad.

Aquí en la Zona Clarion Clipperton, a casi unas 1000 millas náuticas de la costa oeste de México, las mineras internacionales compiten contra-reloj para iniciar operaciones. Estas compañías con sedes en el Norte Global, patrullan el mar y prueban sus equipos en este mismo instante, ansiosas por ganar acceso a las riquezas de la profundidad.

A pesar de que la evidencia muestra que podemos reciclar en lugar de reemplazar nuestra tecnología, se apresuran por hacer minería en las profundidades en lugar de tomar un camino más prudente frente a los desafíos.

Durante las semanas pasadas he visto como los barcos de las mineras pasan sus equipos de un lado a otro, y tienen muchos más de donde estos vinieron.  Aquí simplemente no tienen cabida.

En la superficie puede observarse sedimento viniendo del colector de nódulos Patania II, a la vez que es izado abordo luego de una serie de pruebas desde el Normand Energy, barco charteado por la minera de profundidad GSR (Global Sea Resources), subsidiaria de la belga DEME, en el Océano Pacífico. © Marten van Dijl / Greenpeace

Ya mucho ha cambiado para el océano que considero mi hogar. Hemos tenido blanqueamientos de coral sin precedentes, las poblaciones de pesca se han disminuido drásticamente implicando que tengamos que alejarnos más dedicándole más horas para traer algo de comer a nuestras mesas.  El océano se encuentra bajo mucha presión, y todos, desde las comunidades costeras hasta los científicos nos lo recuerdan.

La crisis que nuestro planeta azul vive, desde el aumento del nivel de los mares, la declinación de las poblaciones de pesca, la contaminación por plástico, y ahora la minería de profundidad, no son conceptos abstractos o encabezados noticiosos, son impactos que ya se sienten por las comunidades del Pacífico.  La minería de profundidad es una presión más que ni los mares ni las comunidades que de ellos dependen, pueden darse el lujo de mantener.

A medida que navegamos este vasto Pacífico azul, he sentido el llamado de mi hogar en Fiji, miles de millas hacia el Oeste, y me sorprendo por la manera como este océano nos conecta a todos.  Somos gente del mar, no podemos quedarnos de brazos cruzados mientras las grandes mineras vienen y se llevan lo que quieran, dejando al Pacífico y su gente con las consecuencias.

Los científicos nos han advertido que la minería de profundidad causaría daño irreversible al ecosistema marino, el cual tomaría un milenio para recuperarse.  Esta nueva industria ha invertido millones en preparaciones para saquear las profundidades.

Pero la resistencia está creciendo.

Activistas de Greenpeace Internacional protestan contra la minera GSR (Global Sea Mineral Resources), subsidiaria de la compañía belga DEME, en el Pacífico.  Los activistas desplegaron -desde un bote- una bandera con el mensaje “¡Paren la minería de profundidad!”. © Marten van Dijl / Greenpeace

Mis hermanos y hermanas de las Islas del Pacífico ya están luchando por una moratoria para la minería de profundidad, para imponer una Línea Azul del Pacífico en contra de la última amenaza exportada desde Occidente.  Desde Vanuatu hasta Fiji, desde las Islas Cook a Tonga y Papua Nueva Guinea, los activistas suenan la alarma y yo me solidarizo con ellos.  Debemos lograr que los tomadores de decisiones cambien la filosofía de la explotación industrial por la de la protección oceánica.

¿Te solidarizarás con los Isleños del Pacífico? En el 2021 los gobiernos se reunirán nuevamente para negociar el futuro global de los océanos.  Debemos pedirles que acuerden un Tratado Oceánico Global fuerte que facilite la ruta que ponga por lo menos el 30% de los mares fuera del alcance de las industrias ambiciosas en el 2030, y para que implementen estándares altos de protección.  Es hora de que los tomadores de decisiones se alejen de la explotación industrial hacia la protección oceánica.

Si el océano es el corazón azul de nuestro planeta, nosotros y las demás criaturas del mar somos su ritmo [cardíaco].  No podemos permitir que la minería de profundidad destruya esa sinfonía.”

—————————————————————————————————————————————————————

Greenpeace apoya la moratoria mundial para la minería de profundidad.

Victor Pickering es activista y marino a bordo del Rainbow Warrior.

Go to Source
Author: Lau Colombo

A %d blogueros les gusta esto: